Inicio División Hospitalaria Tratamiento para Parkinson

Tratamiento para Parkinson

Terapia DBS (Estimulación Cerebral Profunda)

 

La Terapia para el Control de Parkinson Activa que ofrece Medtronic constituye el avance más importante para el tratamiento de la enfermedad de Parkinson en más de 30 años.

 

La Terapia para el Control de Parkinson de Activa emplea dispositivos médicos implantados quirúrgicamente, semejantes a los marcapasos cardíacos, para administrar estimulación eléctrica a zonas específicamente señaladas en cada lado del cerebro. La estimulación continua de estas zonas bloquea las señales que provocan los síntomas de discapacidad motora de la enfermedad. Como resultado, muchos pacientes logran controlar mejor los movimientos del cuerpo.

La terapia de estimulación cerebral profunda ofrece un tratamiento ajustable y totalmente reversible para el manejo de los síntomas de la enfermedad de Parkinson.

 

Acerca de la terapia con DBS

La terapia de estimulación cerebral profunda de Medtronic reduce los síntomas de la enfermedad por medio del envío de una estimulación eléctrica al cerebro que bloquea las señales que producen los síntomas motores.

HISTORIA DE LA ESTIMULACIÓN CEREBRAL PROFUNDA

Los neurólogos y neurocirujanos han empleado la estimulación eléctrica desde la década de 1960 como un método para ubicar y distinguir zonas específicas en el cerebro. En el proceso, descubrieron que la estimulación de determinadas estructuras en el cerebro suprime los síntomas de trastornos neurológicos como el temblor esencial y la enfermedad de Parkinson. Medtronic desarrolló la tecnología de estimulación cerebral en la década de 1980 junto con distinguidos investigadores médicos.

 

La Terapia para el Control del Temblor de Activa, aprobada en Canadá, Europa y Australia desde 1995 y en los Estados Unidos desde 1997, se centra en el tálamo con el objetivo de suprimir el temblor asociado con el temblor esencial o la enfermedad de Parkinson. El tálamo es el centro

de retransmisión de mensajes del cerebro y participa intrincadamente en el control del movimiento.

 

La Terapia para el Control de Parkinson de Activa actúa estimulando las zonas profundas del cerebro que participan en el control motor. La estimulación continua de estas zonas permite bloquear las señales que causan los síntomas de discapacidad motora de esta enfermedad, está actualmente aprobada en los Estados Unidos. Canadá, Europa y Australia desde el 1998.

 

 

 

 ¿En qué consiste la terapia?

La estimulación cerebral profunda es un tratamiento quirúrgico que reduce los síntomas de la enfermedad. Durante la cirugía se colocan los electrodos dentro del cerebro y un dispositivo emisor de impulsos eléctricos bajo la piel del pecho.

¿Cómo funciona?

La Terapia para el Control de Parkinson de Activa actúa estimulando eléctricamente el núcleo

subtalámico (NST) o el globo pálido interno (GPi). Estas estructuras están ubicadas muy dentro en el cerebro y están implicadas con el control motor. Un neuroestimulador implantado debajo de la piel cerca de la clavícula produce señales eléctricas que se administran al cerebro a través de un cable delgado, aislado y enroscado que también se implanta

La estimulación cerebral profunda ayuda a controlar y reducir los síntomas de la enfermedad de Parkinson y es usado en conjunto con algunos medicamentos. La estimulación eléctrica es enviada del dispositivo emisor a ciertas áreas muy bien definidas del cerebro por finísimos alambres aislados y es entregada por medio de electrodos especiales en las áreas mencionadas. Estos impulsos eléctricos alivian los síntomas de la enfermedad en ambos lados del cuerpo. Usted puede ser candidato a esta terapia si sus síntomas responden a la administración de levodopa, pero este medicamento y otros se han vuelto menos efectivos o inefectivos al avanzar el tiempo. Como resultado de lo anterior, los pacientes logran un gran control de sus movimientos corporales y el desaparecimiento de los síntomas.

Componentes del sistema DBS

El sistema DBS es implantado dentro del cuerpo del paciente e incluye las siguientes partes:

  1. Electrodos: Set de cable delgado, aislado y enroscado con cuatro contactos en la punta. Es un alambre fino especiales recubiertos de una capa protectora que trasladan la señal eléctrica desde el dispositivo emisor hasta los electrodos que distribuyen la estimulación dentro del cerebro.
  2. Set de finos alambres cubiertos con una capa protectora que conectan los electrodos al Neuro-estimulador. Estas extensiones se conectan a los electrodos justamente detrás de la oreja (o donde el médico decida), se colocan debajo de la piel hasta el área pectoral donde se conectan con el Neuro-estimulador. Por cada conductor se debe colocar una extensión.
  3. El Neuro-estimulador. Un dispositivo que contiene una batería y un sistema de circuitos microelectrónicos. Este aparato se implanta debajo de la piel en el área cerca de la clavícula y genera señales eléctricas que se administran a través de la extensión y el cable a las estructuras señaladas en las zonas profundas del cerebro. El neuroestimulador tiene dimensiones semejantes a un cronómetro. Los pulsos y la programación del dispositivo emisor se realiza en forma inalámbrica por medio de una minicomputadora dedicada para el manejo del dispositivo.

 

Adicionalmente existen unos componentes que no son implantados y que incluyen un sistema de recarga para la batería del dispositivo y un control remoto para el paciente para que este controle  su sistema

Indicaciones:

  • Terapia para el Control de Parkinson: La estimulación bilateral del globo pálido interno (GPi) o del núcleo subtalámico (NST) mediante la Terapia para el Control de Parkinson de Activa® creada por Medtronic® está indicada como terapia adjunta a fin de reducir algunos de los síntomas de la enfermedad de Parkinson en pacientes que responden a levodopa, pero que no están controlados adecuadamente con medicamentos.

 

  • Terapia para el Control del Temblor: La estimulación unilateral talámica del Sistema de Terapia para el Control del Temblor de Activa® creado por Medtronic® está indicado para suprimir el temblor en la extremidad superior. El sistema está diseñado para usarse en pacientes diagnosticados con temblor esencial o temblor parkinsoniano que no están controlados adecuadamente con medicamentos y en donde el temblor constituye una discapacidad funcional significativa. La seguridad y eficacia de esta

 

 

¿Cuáles son los posibles riesgos de la cirugía?

La implantación del Sistema de Activa conlleva los mismos riesgos asociados con cualquier otra cirugía cerebral. Los riesgos incluyen:

  • Hemorragia intracraneal
  • Pérdida del líquido raquídeo cerebral que rodea el cerebro
  • Convulsión
  • Infección
  • Respuesta alérgica a los materiales implantados
  • Complicaciones neurológicas temporales o permanentes
  • Problemas de confusión o de atención

Tipos de Dispositivos DBS

Dispositivo recargable

Un neuroestimulador recargable contiene una batería que puede recargarse. El dispositivo tiene una duración de 9 años, período después del cual deberá reemplazarse. Este tipo de dispositivo puede ser especialmente útil cuando se requiere una estimulación más intensa. Sin embargo, la recarga del sistema requiere activamente de su participación

 

Dispositivo no recargable

Un neuroestimulador no recargable contiene una batería que no requiere mantenimiento y no necesita recargarse. Por lo tanto, el dispositivo debe ser reemplazado aproximadamente luego de 2 a 5 años, dependiendo de su uso.

 

Recambio del dispositivo

Los DBS están diseñados para trabajar de forma continua los anos de su vida útil. Posterior a este periodo de tiempo, es necesario hablar con su médico sobre los procedimientos de recambio del dispositivo.

 

 

 

 


Otros productos de interés: